2 de noviembre de 2013

Los estados de felicidad.


"Los estados de felicidad son momentáneos, por eso hay que saber disfrutarlos cuando llegan."

No soy de esas personas que están felices todo el santo día, ni soy siempre positiva con lo que me ocurre o me ha ocurrido. ¿Para qué engañarnos? Si tú vida es una mierda tienes que reconocerlo y luego buscar el modo de solucionarlo. Si piensas en que todo es un camino de Rosas, que las baldosas amarillas de Hoz están construidas con palabras de alegría, si piensas así sólo te estás mintiendo a ti mismo. Con el tiempo he aprendido que esto es así, si vas diciendo al resto y a ti mismo que eres muy feliz y que todo es genial lo único que haces es mentirte. Lo primero para ser realmente feliz es saber tus problemas, reconocerlos lo llaman los expertos, y después afrontarlos. No vale quedarse en casa, sonriéndote en el espejo (si no odias tú reflejo, como en un caso cercano) y diciendo que eres super feliz. No, eso no funciona.Hay que mirarse al espejo (aunque no quieras) y decir "esta soy yo, esto es lo que está pasando en mi vida, y QUE voy a hacer para solucionarlo". Quedarse parado no sirve, ya lo decía Dory, hay que "seguir nadando". 

Y, sabiendo afrontar tus problemas, entonces llegarás a los "estados de felicidad". Los estados de felicidad son esos pequeños momentos, algunas veces son ínfimas milésimas de segundo, que llegan normalmente sin aviso, y que te hacen ver que tu manera de matar a los monstruos que te atacan está dando resultado. Pueden hacerte sentir infinito, hacerte sentir vivo, o incluso arrancarte un ataque de risa. Sí, risa, esa que creías ya desaparecida, sigue escondida dentro de ti y, déjame que te diga desde el fondo de mi corazón, que tienes una sonrisa preciosa. Pero los estados de felicidad, como ya dije, son cortos en su mayoría, por eso hay que aprovecharlos cuando vienen. Esto es distinto a lo que antes enunciaba sobre ver todo de forma positiva, los estados de felicidad no te hacen ver tus problemas de otra manera, sólo te demuestran que al ser un ser humano tienes derecho a sonreír de verdad al menos una vez cada mil años. Por eso, cada vez que notes que un estado de felicidad ha llegado, que se ha colado por tus huesos, aprovéchalo. Exprímelo  saca todo lo mejor de él, y luego date cuenta de lo que has pasado, de donde ha surgido, y si puedes volver a provocarlo.

Hasta hace poco yo no creía en los estados de felicidad, pero se han dado varios en mi corta vida de adolescente, y creerme que ahora estoy empezando a exprimirlos.

Y para ti, si te sigues mintiendo en el espejo, empieza a ver que esa no es la manera de alcanzar esa felicidad que tú tan firmemente creías y tantas ganas tenías de pasarme por el forro. Oh, sí, lo hiciste, y me hiciste daño con eso, pero ahora mi querido monstruo, lo único que consigues con eso es hacerme más fuerte.




Think the clouds are clogging up my brain like the weather drain 
stain is the tears on my face, and i'm stuck up in this storm,I I guess i'll be alright. I'm falling out the windows  locking up my heart it's like everytime 
the wind blows I feel it tearing us apart. Everytime he smiles I'd let him in again. Everything is fine when 
you're standing in the eye of the hurricane.


Love always, L.-


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...